miércoles, 2 de enero de 2008

Una familia en Colón

Fue una mañana genial. He retrasado un poco el post porque las vacaciones me han podido. Pero no quiero dejar de contar lo maravilloso que fue el acto por la familia cristiana. No sé cuanta gente estuvimos en Colón -y no voy a entrar en la guerra de cifras- pero allí había un porrón de familias.
Covadonga, María y yo pudimos alcanzar la esquina de Goya con Castellana. Allí estuvimos con mis hermanos, padres, sobrinos, suegra, cuñado y mi gran amigo Meja. Toda la familia al completo.
El acto estuvo muy agradable. Lo más emocionante, sin duda, cuando Benedicto XVI -en este blog es B16- dirigió unas palabras a los asistentes. Como dijo mi hermano, parecía como si el Papa no pudiese viajar y hablase a la Iglesia perseguida en un país. Aunque la persecución que aquí sufrimos es de risa comparado con otros países. El Papa habló claro. Dejó pildoritas muy majas: "Vale la pena trabajar por el ser humano". Esta frase fue un espaldarazo para mi maltrecha confianza tras el 28-D. Lo dice el Papa...¡vale la pena!
Las intervenciones durante la mañana fueron muy emotivas y claras. Da gusto recibir un poco de vitamina...Me encantó cuando Kiko Argüello cantó Resucitó. Fue como un flasback de la Jornada Mundial de la Juventud en Santiago de Compostela en 1989. allí escuché su nombre por primera vez y no entendí quién era hasta hace pocos años. Ahora me tiene completamente admirado. Es el iniciador del Camino Neocatecumenal. Un crack.
Covadonga disfrutó de la mañana. Lo noté en que estuvo muy tranquila durante todo el acto. Cuando B16 dio su bendición, saqué a Covadonga de su cochecito y la alcé al cielo de Madrid. Ella disfrutó.
Y todos disfrutamos porque es un balón de oxígeno ver que no estamos solos. Luego vinieron las críticas de José Blanco y los ataques desde el Grupo Prisa. Pero eso da igual.
Os pongo dos fotos más. En una se puede observar que había bastante gente en Colón y en la otra sale mi cuñado Álvaro con su hija Cayetana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario