jueves, 10 de diciembre de 2009

La luz siempre pasa

La verdad es que cuando el otro día dije que echaba el cierre del blog no era por ningún motivo especial. El tiempo, las ganas, la motivación...muchas -muchísimas- cosas influyeron en la decisión. No buscaba ni cartas de apoyo, ni manifestaciones ante la puerta de mi casa pidiendo la vuelta de micovadonga, ni una huelga de hambre del Teniente Colombo exigiendo un post diario. Pero, francamente, con algunas llamadas, mensajes e insinuaciones que he recibido me he dado cuenta de que, aunque con cuenta gotas, siempre es mejor estar en la red que no estar.
Con algunos comentarios en el blog y en conversaciones con mucha gente, tengo el miedo de estar generando una vida de dos caras que puede parecer falsa. Hay quien dice que "se te conoce por aquí mejor que cara a cara" y eso me ha hecho replantearme si no será que no estoy haciendo las cosas como deben ser.
A veces es fácil escribir ciertas cosas y luego es muy difícil llevarlas a la práctica. Es la Belleza del cristianismo. Y no tiene que ser fariseismo, es la batalla diaria que todo ser humano plantea cada día por hacer las cosas bien...aunque luego salgan mal.
Me da vergüenza -y mucha- cuando alguien me dice que lee el blog. Salgo en la tele, disfruto con un micro en la mano, no tengo problemas para hablar en público y, sin embargo, se me encogen las entrañas, me entran sudores fríos y veo pasar mi vida ante mí como una película cuando un 'lector' se identifica como tal. Mentiría si dijese que es falsa humildad. No es humildad, es vergüenza de que te pongan un espejo delante y te dé la sensación de que estás siendo demasiado transparente. En El 5ºB -un blog que recomiendo entre los favoritos- María Jesús daba unas pinceladas sobre el pudor. Pues es algo así. ¿No debemos guardarnos ciertas cosas?
Bueno, que me voy del hilo. Que los motivos por los que pensé echar el cierre eran de...bueno...llamémosle 'tiempo' pero bueno, aquí sigo. Gracias.

6 comentarios:

  1. Genial. Gracias Borja.
    MARU

    ResponderEliminar
  2. Borja, si aceptas un consejo, haz lo que te diga tu corazòn, tu conciencia, tu cabeza.... a nadie le importa ( en el buen sentido de la palabra ) lo que tu puedas decidir en determinado momento. A veces nos creemos en el derecho de opinar sobre lo que uno diga o no en un blog y por supuesto no hay obligación de nada. Todos somos un poco " fariseos " escondiendonos detras de un blog, un sms o una carta porque la condición humana es asi y te puedes abrir tu alma y tu corazón escondida bajo el anonimato. Solo decirte que me has abierto los ojos muchas veces, que con tus palabras me has hecho pensar, meditar, rezar y que creo que desde aqui has ayudado a mucha gente. Pero no te dejes llevar por todo lo que a veces te puedan decir para hacerte daño, sentir vergüenza, no merece la pena.
    Por si tomas la decisión de no seguir, un beso enorme a MAria, las niñas y que os vaya genial en la vida.
    BS
    Patty

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias x continuar con el blog. Confieso que cuando ayer leí el post en una visita rapida se me escapo un No! en voz alta.
    Sólo te conozco a traves del blog y muchas veces tuS post me han ayudado. En cierta manera, con tu manera de ver la vida y tu familia me demuestras que aún es posible ser así. Para mi es como una señal de esperanza.
    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Gracias, seguiremos enganchados

    ResponderEliminar
  5. No se si estás haciendo las cosas como debes hacerlas, sé que si no me gustara como escribes, y no me transmitieses algo cuando lo escribes, no te leería ni aparecerías en mi blog, cuando actualizas. No creo que debas cerrar. Yo muchas veces me lo he planteado, pero el blog es donde me expreso libremente, sin que nadie me obligue a cambiar.

    Un abrazo! Y sigue!

    ResponderEliminar
  6. Gracias por tomar la decisión de continuar, crack. Me parece un blog muy valiente y necesario. Y no lo digo por decir. Aunque eso sí, me hubiera quedado como una sílfide :)

    ResponderEliminar