martes, 21 de septiembre de 2010

Dos años

Mañana miércoles se cumplen dos años del fallecimiento de Rulos. El otro día me dí cuenta de algo que em encanto: no podemos quitárnoslo de la cabeza. Es increíble porque está presente en casi todas las anécdotas que cuentan Rata o Pablito. No podía parar de reír escuchándoles la anécdota del transbordo en Frankfurt camino de Medjugorje. ¡Qué bueno!
Las cosas no han cambiado mucho desde entonces salvo que somos campeones del mundo y el Aleti gana en Europa. ¡Cómo lo has debido de disfrutar!
El miércoles habrá una Misa por él a las 21.00 en la cripta (abajo) de la parroquia Santa María de Caná (Pozuelo) por si alguien quiere venir a rezar por él.
He de reconocer que tengo el convencimiento moral de que Rulos está en el Cielo. Es algo difícil de asegurar de una persona. Siempre hay muchos pecados que purgar y muchas manchas que lavar. Sin embargo, cuando se afronta una enfermedad con la visión sobrnatural que él lo hizo (y mucha gente a su alrededor, especialmente su familia y Valvanera) y se 'renuncia' a tantos proyectos tan maravillosos, es indudable que el purgatorio se pasa en la Tierra.
Bueno, Truli, que te echamos de menos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario